domingo, 3 de abril de 2011

Pensamiento femenino

Uy, mirá quien entró. Está solo. No lo puedo creer, ¡está solo!
Esa camisa le quedá divina. Es la que usó el día del cumpleaños de Vicky.
¿Me miró? ¿Me parece a mí o me miró? Si me mira otra vez es porque le gusto.
Si me mira a la una, si me mira a las dos, si me mira a las tres.
No, no miró.
Claro, estoy escondida atrás de esta columna.
Esperá que me acomodo un poco, disimuladamente. Ahí tiene que verme. No lo voy a mirar para no parecer regalada.
¿Me estará mirando? Me voy a hacer la que busco al mozo y de paso lo miro un poco.
No, no mira.
¡Qué bueno que está, por favor!
Capaz que miró mientras yo no miraba. Ahora va a pensar que no me gusta.
Ma' si. Yo lo miro un poco y que se avive.
Dale, nene, mirame. Dale que me duele la espalda de tanto estar en pose.
Ya sé. Voy al baño. Tengo que pasar por ahí.
Eso. Despacio, actitud de gata. ¿Lo saludo? No, no, que me salude él.
Nada.
Encima esto está repleto de minas. ¿Por qué todas vienen al baño acompañadas? ¿Qué tienen? ¿Vejiga solidaria?
Ahora cuando salga lo saludo y listo.
No está. ¡Se fue! No lo puedo creer, se fue.
Se habrá ido a cambiar. Con esa camisa ridícula parecía un muñequito de torta.

57 comentarios:

  1. Clap clap. Bueno me gusta que se sinceren estas cosas. jaja. Cuando termine lo de asesinos te prometo el post Pensamiento Masculino. Sos una gran generadora de ideas. Espero que las cosas se vayan acomodando. Estamos temprano en domingo, no? Un beso grande.

    ResponderEliminar
  2. ¡¡¡ Total !!!

    Te dire que el pensamiento masculino no se diferencia demasiado.

    Y las actuaciones(pensanientos) en nada.

    El final como la vida misma. ¡Es que la camisa era horrorosa, horrorosa!

    ResponderEliminar
  3. Dany:
    Despacito las cosas se van acomodando, si. Los domingos a la mañana son mi día favorito. Casa en silencio, los nenes duermen ... mate, pies descalzos. Una maravilla.
    ¡Espero la versión masculina de este "encuentro"! Pero antes terminá la historia del asesino que me tiene ansiosa.

    Guille:
    Si? Yo siempre creí que los tipos eran más frontales. Nosotras damos taaaaaaantas vueltas!

    ResponderEliminar
  4. rotunda canta el tango con sus matices sin penas en el corazón, es una virtud contar así como ninguna así somos sin voz de bruma, besos

    ResponderEliminar
  5. bUENA TENSIÓN, TRANSMITE ANSIEDAD...y, con este relato entendí lo de vejiga solidaria. Siempre me pregunté ¿para ir al "pichin room", a una dama no le alcanza con llevar la cartera?

    http://enfugayremolino.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  6. Hace bastantes años vi una pelicula francesa en que pasaba esa situacion que tu cuentas, casi al detalle. Pero el prota era el chico y la que no le hacía caso era la chica (jovenes).
    Por lo menos un guionista y un director (eran hombres) coinciden conmigo.

    ResponderEliminar
  7. Eso ocurre casi de verdad.
    Los hombres somos más simples o menos complicados.

    Besos.

    ResponderEliminar
  8. Ojalá pudiera ser un poquitito así. Yo voy y lo saludo derrochando "che amigo" por los cuatro costados..así me va..

    ResponderEliminar
  9. yo por eso ya ni salgo, demasiado stress

    ResponderEliminar
  10. Tomás:
    Qué linda palabras, Tomás! Ojalá mi canción nunca se haga amarga a la sal del recuerdo.

    Laura:
    Como mucho, un rollito de papel. No se necesita más para ir al baño.

    Guille:
    Creo que el pensamiento debe ser el mismo, tenés razón. Sólo que nosotras somos más rebuscadas. Bah, que sé yo. A lo mejor, la rebuscada soy yo! Si te acordás el título de la peli, contame. Me encantan estos temas.

    Toro:
    He presenciado a muchas amigas que se ponen así. Es real. Yo soy muy corta de vista. Si no me avisan, no veo a nadie (menos en un bar).

    Lola:
    ¡Yo ya ni me acuerdo como era! Estoy fuera de training.

    Emma:
    Seee. Yo no sé si podría volver a esa etapa. Además, la actitud gata la perdí hace rato! Jajajaja. Es muy dificil de mantener.

    Curiyú:
    ¡No sé! Cada vez que una amiga me pedía que la acompañe al baño yo me volvía loca. El baño de mujeres es una romería, un apretujamiento total y una lucha descarnada por un espacio frente al espejo. Prefiero usar pañales descartables antes que ir a un baño público.

    ResponderEliminar
  11. Ja,ja,ja,ja... me encantó el final. Las uvas eran un asco, que dijo la zorra.

    Qué tiempos... jua!!

    Y dices que vos no te acuerdas. Yo ya ni me acuerdo qué es lo que se supone que debiera recordar pero olvidé. Creo...

    En fin, sabrás perdonarme. Sabes que soy un señor mayor. Y muy serio.

    Besos seniles, señora mía.

    ResponderEliminar
  12. Mmmmmmmmmm...ya te imagino con Huggies...

    ResponderEliminar
  13. Ja ja.. Si uno pudiera saber que piensan, como en esa película de Mel Gibson.. Me hace acordar también al chiste del auto y el gato.. Saludos

    ResponderEliminar
  14. Así es, en todos los continentes.

    ResponderEliminar
  15. así, tal cual!
    me reiste la mañana del domingo, Piba.
    y me gustó eso de enojarse, en cambio de entristecerse. quién se cree! besos

    ResponderEliminar
  16. Jjajjajajajjaja!!!!!!!

    miramemiramemiramemirameeeemiraaaameeeeee ¡¡¡ajajjajajajj!!

    Así, así igualito lo conocí a mi marido, pero él no se fue a cambiar la camisa, se le ocurrió acercarse y chan! ajajaja!

    Me hiciste reir con ganas =P besos.-

    ResponderEliminar
  17. Yo tengo metas inversas: empezar pareciendo un muñequito de torta y después...qué se yo!
    Gracias por ilustrarnos

    ResponderEliminar
  18. Ay!!!!! Esto nos pasa por habernos liberado. Que si no, papá se encargaaba de buscarnos el mejor novio.
    Te acordás muchacha?
    No nos acordamos Malena, llegamos tarde para los novios que digitaba la familia, ja já.

    Te mando un beso mientras pispeo si me mira o no me mira.

    ResponderEliminar
  19. Seguro que se fue con la sensación en la cabeza de que el lugar estaba lleno de minas pero todas estaban en otra… llamando al mozo, yendo a conversar al baño… Y eso que se había planchado la camisa y se había peinado como muñequito de torta antes de salir, pobre angelito.

    Me voy a conversar con un amigo que está detrás de la columna donde se ve al mozo. Y como al pasar te mando un beso,
    D

    ResponderEliminar
  20. Buena instantánea te ha quedado, Malena.

    Qué tiempos más cansados aquellos, que, a.d.g.,no volverán. ;)

    ResponderEliminar
  21. Buena revisión de la fábula de La Zorra y las Uvas.
    Besos, Malena

    ResponderEliminar
  22. Kum:
    Las mujeres y las zorras. Cualquier similitud, es mera coincidencia. Pero nosotros, como somos mayores y serios, no vamos a analizarlo. ;)
    Seniles no. Todavía no. A lo sumo, un poco tontos.

    Curiyú:
    Pampers XXXXXXXXL.

    A:
    Y si, somos complicadas. Porque también puede ser que el tipo se arrime, pensando que todo el circo era una muestra clara que a ella le gustaba, y la mina lo saca vendiendo almanaques. Con las mujeres, lo único seguro es que nada es seguro.

    Claudia:
    Allá donde habite una mujer, esto pasará.

    Miralunas:
    ¡Nada de ponerse mal! Hay que enojarse y listo. Mirá los bomboncitos que se perdieron los que se fueron cuando nosotras entramos al baño.

    Pato:
    ¡Esos son hombres que no escapan al bulto! Y la camisa seguro le quedaba divina.

    Marcelo:
    Es mejor aparecer así, discretito y después descollar, que impresionar mucho de lejos y después no poder sostenerlo.
    Besos.
    SB
    Jajajajajajaja.

    Patricia:
    Es una lástima que nuestros padres y no tengan ni voz ni voto. Si yo le hubiera hecho caso a mi viejo .... !!!!

    Daniel:
    La psiquis femenina es mucho menos compleja de lo que ustedes creen. O de tan compleja es muy simple. O ... bueno ... vos me entendés.
    ¿Me mandaste un beso? ¿A mi? ¿No le habrás querido mandar un beso a algunas de las chicas que comentó arriba mío? Ay, ¿qué hago? Porque si no te mando un beso vas a creer que soy una asquerosa, pero si te mando y no era para mí quedo como una boluda.
    Bueno. Te doy un beso así, como quien no quiere la cosa y sigo para el baño.

    PazzaP:
    ¡Por suerte! Era terrible.

    Torcuato:
    Así es. La camisa estaba verde. :)

    ResponderEliminar
  23. Por qué somos taaaan complicados los seres humanos......!!!

    ResponderEliminar
  24. jajajajjaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa
    genial!!!!!!!!!!!!!!!! cuantas veces tuve esa conversacion, mi dios! jajajaaaa
    y el final, claro, absolutamente fantastico, tal como dice Kum, la zorra y las uvas! jaja

    La otra opcion del final, que es demasiado tipica en mi es: y ahora que?! ahora que hago que acabo de perder al amor de mi vida?!!!! (tengo que leer mas a esopo)

    besotes!

    ResponderEliminar
  25. Muyyyyy tontos, Malena*, y bobos. Muy bobos.

    ResponderEliminar
  26. Jaja, muy bueno, Malena.

    Cuántas veces hemos pasado por situaciones similares?

    Ahora nos reimos, pero a que jooode, jeje.

    Besitos

    ResponderEliminar
  27. ...La camisa! jaja A veces la velocidad con que se piensan las cosas es inversamente proporcional a la velocidad con que se debería de actuar (o al revés, sírvase ud)
    Una vez más, una sonrisa que me regalás. Un abrazo.

    Alejo

    ResponderEliminar
  28. Vejiga solidaria, un mal en crecimiento entre la población femenina que inunda todos los baños posibles...

    Ojalá pueda remediarlo pronto.

    Saludos.

    J.

    ResponderEliminar
  29. Yo estoy llegando a pensar que necesito que me griten con un megafono para darme cuenta que una mina me está relojeando. Jamás me avivo. Jamás.

    Y para relojear tengo iguales capacidades.

    (Si, en un boliche voy muerto)

    ResponderEliminar
  30. Como si hubieras registrado uno de mis pensamientos, Malena. ¿cómo lo hiciste? :-))))

    Besos,

    ResponderEliminar
  31. Bueno, pero si bien la historia no tuvo el desenlace esperado, uno disfruta la trama, el camino.

    Alguno . despues, otra vez, captará nuestra mirada, y tendrá una camisa bonita.

    ResponderEliminar
  32. El cambio de humor instantáneo femenino.
    Sois capaces de hacerlo en cualquier momento. Fantástico.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  33. vine a leer tus respuestas, que son como una divertida sobremesa y me voy pipona con los postres! mirá lo que lograste con sólo un pensamiento! (para que me mire ese Kum* tengo que vestirme de rojo, a rayas, con lunares? ah, no. de tu encanto no hay en mi talle, mecachendié! en fin)

    ResponderEliminar
  34. jajajaja....que patèticas nos veo en esas situaciones
    Que real!
    Què feas!

    Ya he renunciado, prefiero vivir màs relajada. La descripciòn fuè una vertiginosa carrera.

    Beso Male!

    ResponderEliminar
  35. La indecisión que nos come por dentro a algunos, seamos hombres o mujeres. Esa indecisión nos salva de algunos ridículos pero nos hace perder muchas alegrías.

    Blogsaludos

    ResponderEliminar
  36. Gran relato, Miss Malena.

    Un abrazo

    Octavius Bot

    ResponderEliminar
  37. Yo ya la miro, mi Sra Miralunas. Pero usted no me pela. Por cierto, bonita camisa.

    Besos miopes.

    ResponderEliminar
  38. Je, buen texto Male, las secuencias sociales siempre son atractivas. Coincido con Lola, me acercaría a derrochar simpatía.
    en fin, Beso Male

    ResponderEliminar
  39. Pues me consta que el pobrecito no paraba de mirarte... Pero no se atrevió a abrir la boca... Creo que tendras que animarle un poco, porque me consta que es un bien tipo y se lo merece...

    Un abrazo grande, amiga

    ResponderEliminar
  40. Reina:
    Los seres humanos en general y las mujeres en particular! :)

    Lila:
    Nooooo. Si era el amor de tu vida, vuelve. Con otra camisa, eso si.

    Kum*:
    Bobos* (con asterísco), jajajajajaja.

    Su:
    Claro que jode que no nos vean. Pero ... ellos se lo pierden.

    Alejo:
    Hay que pensar menos y actuar más, sin lugar a dudas.

    José:
    Yo creo que se debe contagiar a través de los sanitarios públicos. Tendrían que inventar alguna vacuna contra la vejiga solidaria.

    Tano:
    Yo soy la típica colgada (encima corta de vista) que se queda con la vista clavada en nada. A veces en esa nada hay alguien que se debe preguntar que carajo miro. No hay nada que hacer. El relojeo es un arte para el que no he nacido.

    Alice:
    Si lo registro, me hago rica con el copyright! Jajaja.

    F.
    O chomba, quien sabe.

    Jou:
    ¿Vos decís que somos un poquito cambiantes? Naaaa. O si ...
    No, no.
    Bah, creo que no.

    Miralunas:
    Yo vi que pasó por la vereda mientras tomabamos unos mates y miró. Pero pensé que te miraba a vos! Mmmm ... ahora que me decís, le queda lindo el puntito, no?

    Magah:
    Relajarse. Ese es el secreto.

    Adivín:
    No es tan grave ser un poco ridículos o bobos. Hay que perderle el miedo.

    Octavius:
    Muchas gracias, Mister.
    Ave Octavius.

    Kum:
    Ya me parecía que la mirabas a ella! :)

    Efa:
    Pero, claro. Hay que animarse. Y si nos ignoran siempre podemos decir que nos acercamos para preguntar la hora.

    Antiqva:
    Si lo ves, decile que se anime.
    Un abrazo enorme.

    ResponderEliminar
  41. Pensamiento humano, Malena, humano. Me gustó mucho: tomas el tono y no te desvías ni un poquito. Arte.
    Abrazos fuertes,
    PABLO GONZ

    ResponderEliminar
  42. Me hizo acordar a uno de los capítulos de la serie Combinaciones, de la Nación.

    Por lo menos no fue en musculosa. :)

    (asumo que no leiste las ememérides)

    Un beso.

    ResponderEliminar
  43. Pablo:
    Gracias. Siempre me hacés poner colorada con tus comentarios.

    Carlos:
    No :(
    No leí las efemérides.
    ¿Por qué blogger no me avisó de las actualizaciones de tus comentarios? Grrrrr.
    Yo pensé que te habías olvidado (y secretamente estaba ofendida). Ya voy para allá!

    ResponderEliminar
  44. Me siento como si estuviese frente al espejo. Cuando aquel chico esbelto termina ignorándonos, pasa de ser un ser divino a uno monstrificado. Una parodia, vanos intentos de envoltura.

    Qué lío nosotras. Muy entretenido pasar por aquí. Siempre hay algo nuevo en qué caer en cuenta.

    Un abrazo,

    Jess

    ResponderEliminar
  45. Es muy didáctico. Lentamente se despeja la bruma de lo que otrora creímos un universo incomprensible. La ciencia avanza.

    ResponderEliminar
  46. Jess:
    De lo sublime a lo ridículo hay un solo paso. Dicen que lo dijo Napoleón.

    Delaygue:
    Se devela el misterio. Pero sigue siendo incomprensible.

    ResponderEliminar
  47. En lo personal, me distraigo más con las ventanas y el cielo que otra cosa... nunca me doy cuenta si me miran. O incluso con la gente que pasa, las historias que puede haber dentro de cada uno o sus pies. Vaya a saber uno por qué miro los pies de todo el mundo!

    Te dejo un beso grande, Male!

    ResponderEliminar
  48. Me encantó!!! Vengo desde el blog de Dany y me parecieron geniales las dos miradas....
    La felicito

    ResponderEliminar
  49. Malena, muy buen texto revelador del complejo pensamiento femenino. Una gran lección para tener en cuenta.
    Por cierto, muy bueno el contrapunto que te hace Dany, me alegra ver ese tipo de vínculos creativos (o de otros) entre blogueros.
    Un beso.
    Humberto.

    ResponderEliminar
  50. Flor:
    Ojo que los pies dicen mucho de una persona (sobre todo de un hombre).

    Nacho:
    ¡Gracias!

    Carugo:
    Muchas gracias. Después de leerlo a Dany he comprendido que es más importante aprenderse la ley de off side que ir al baño a maquillarse.

    Humberto:
    Con Dany hemos hecho dos contrapuntos y, realmente, me encanta.
    Gracias por pasar.

    ResponderEliminar
  51. Me había perdido este post, está muy bueno! Y la respuesta de Dany ni hablar. Un beso.

    ResponderEliminar
  52. Muy bueno! jajajaja... qué stress!


    Seguí el caminito de migas desde el blog de Dany. Un placer.

    (qué tan fea tiene que ser una camisa para invalidar al sujeto?)

    ResponderEliminar
  53. Jajaja, así son algunas amigas. :/
    Y eso de la 'vejiga solidaria', buenísimo. XD


    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  54. La oportunidad es lo que pasa mientras nosotros planificamos asaltarla.

    ResponderEliminar