martes, 1 de marzo de 2011

Se busca

No sé dónde me perdí.
La última vez que me ví tenía 24 años, me reía a carcajadas y sabía exactamente dónde quería ir. Después esas cosas de la vida hicieron que me fuera alejando.

Empecé a buscarme en el espejo, que era un lugar que solía frecuentar. Me atendió una señora seria, que se pinta las canas y me confirmó que por ahí hacía rato que no pasaba.

Guillermo tenía que tener algún dato que me ayudara. Si lo ubicaba a él, lo demás estaba resuelto. No podía estar separada de ese hombre. Recurrí a Facebook. Tiró un solo dato con ese nombre, pero la foto no era de él. Se trataba de alguien que seguro algún parentezco tenía pero estaba con una chica que no era yo.

Llamé a Karen y reconocí su voz pero me dijo que ella tampoco podía encontrarse. Quedó en avisarme si tenía alguna novedad.

Pregunté por Mónica y Sebastián pero me mintieron (porque yo sé que es mentira que no están).

Estoy empezando a preocuparme.

Si alguien me ve, por favor, diganme que me estoy buscando.

47 comentarios:

  1. jajajaj...muy bueno!
    En mi caso, y por suerte para estos tiempos, me alegra de no encontrarme con aquella otra.

    De cualquier manera y en solidaridad a su pedido, prontito y con abrazo de por medio, le avisaremos si la vemos!

    Beso.

    ResponderEliminar
  2. Tremendo... ácido... REAL.
    Un gusto la visita.

    Suerte en la búsqueda, pero sabé que no es solo inherente a la edad.

    Saludos!

    ResponderEliminar
  3. Amiga, yo suelo verte con cierte frecuencia, y siempre se que te tengo que avisar de algo, pero lo malo es que luego no recuerdo de que es de lo que te tengo de avisar. De modo, que solemos conversar del tiempo y luego te alejas.

    Tendria que anotar en un papelito que te tengo que avisar de algo... Por cierto ¿de que era de lo que te tenia que avisar? Ah, si, de que en el espejo no se que cosa pasaba...

    Un abrazo fuerte, por cierto hoy hace un dia soleado (aunque ni siquiera amanecio todavia...)

    ResponderEliminar
  4. Te entiendo bien.
    Cuando me miro al espejo veo a un impostor que me ha sustituido.
    Me está cansando ya ese tío...

    Besos.

    ResponderEliminar
  5. Hay gente capaz de olvidarse de uno mismo. Aunque desconozco si es buena idea. ¡Sigue buscando!

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  6. Tal vez te miraste en el espejo que no era o ya se echó a perder.

    ¿Una señora seria?, ¿a qué ventanilla te asomaste, hermosa?

    La Malena que yo conozco tiene una risa que espanta a las palomas y una mirada que disuelve penas.

    En cualquier caso,... ya sabes, pide un deseo.

    Besos desde el sombrero.

    ResponderEliminar
  7. hace rato que no reconozco a esa que me devuelve el espejo, ni siquiera es una buena o respetable versión de la que fui.

    Muy bueno Malena!

    ResponderEliminar
  8. La elaboración del pensamiento es atemporal,
    la existencia se va gastando hacia el hastió,
    tal vez habría que buscar un espejo que logre unir estas herramientas,
    o no y seguir buscando, besos

    ResponderEliminar
  9. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  10. Pues cómo te tenga que encontrar Alice, que está perdida desde hace tiempo, lo vas a tener difícil... :-)

    De cualquier forma, si te veo por el País que está a este lado del espejo, ¿querrás jugar conmigo un rato?

    Besos, Male...

    ResponderEliminar
  11. Uff, esa sensación la tengo últimamente con más frecuencia de la que querría.

    Por ahora, me sigo encontrando... espero no perderme del todo ;)

    Besos

    ResponderEliminar
  12. Yo te ví. Creo que fue en una calle llena de sombras de Buenos Aires. Presiento que fue, cerca de La Trastienda.

    ResponderEliminar
  13. E X T R O R D I N A R I O!!!
    Malena, puedo ponerlo en mi blog? página micros de mis amigos?
    Estupendo.

    ResponderEliminar
  14. Si, una vez me perdí. Pasaron muchos años en que estuve perdido. Luego me encontré. Al principio no me reconocí. Ahora estamos entre los dos tratando de componer uno.
    Malena.....me parece que encontramos el tema.
    Beso.

    ResponderEliminar
  15. ¡¡¡¡Ahhhh pero muy muy bueno!!!!!

    Salvo lo de las canas que milagrosamente todavía vengo zafando, todo lo demás me pasó uno de esos días que se me ocurrió ver por dónde andaba una minita de 20 que me recuerda a mi.

    Lo cierto es que de vez en vez me la encuentro de manera inesperada y lo pasamos muy bien.-

    Besos
    (Ah no sé si pudiste escuchar el programa, pero si no lo hiciste quiero agradecerte aunque sea por aquí, la inmensa colaboración que me dejaste en el blog de Perras Negras, ese fragmento me llevó a los relatos te cruck up, los relatos a la vida de Scott Fitzgerald, y su vida me abrió otras vidas, nada que lo pasé genial leyendo todo eso!
    ¡¡Gracias colaboradora on line!!!
    ajajjajaa!

    ResponderEliminar
  16. Filosoficamente, la que ves es la persona que construyó la otra con sus aventuras y decisiones.

    Pero ¿a quien le importa la filosofia barata?
    Nunca, de nunca jamas, el espejo te devolvera la imagen de los veinte años.
    No tienes que buscarla ahí.

    Esta en el corazón.

    Si miras y logras ver, te encontraras. Entonces solo faltara lo mas dificil: Atreverte a ser la que te ilusiona ser.

    Tener todas las partes no significa tenerlo todo. Falta juntarlas adecuadamente para que cada una ocupe el sitio correspondiente.

    ...pero vale la pena.

    ResponderEliminar
  17. Malena, Los Beatles cantaban:

    Will you still need me
    Will you stil feed me
    When Im 64!

    Indicate precisley what you meen to say
    Yours sincerely wasting away!

    No eres la única, a todos nos pasa, Qué tal si te metes adentro del espejo (Como lo hizo Alicia en el país de las maravillas) y te vas de farra con los amigotes y amigotas?

    Abrazos y besos desde Copenhague donde la Sirenita ya cumplió cien años de edad,

    Ian.

    ResponderEliminar
  18. una risa que espanta las palomas y una mirada que disuelve penas? allí es dónde está esa de 24 años!

    eh!Malena! cuando se aquieten las palomas, quiero decirte que una que se llama parecido, te anda buscando. es que estás acá, en el centro del mundo. y ella te busca en el suburbio.

    besos

    ResponderEliminar
  19. Dicen los budistas que eso del yo no existe ni importa. Que el yo es una creación occidental, una ficción fructífera con la que alimentamos la ilusión de un edén o un infierno donde habitar. Somos camino, proceso, tránsito perpetuo. El resto son estelas en la mar, que diría aquél.

    No obtante, de vez en cuando echamos de menos autoretratos de nuestro pasado que dibujan trazos de aquello de lo que hoy escaseamos o aún seguimos anhelando.

    Yuyita, decía Pessoa: «amo los paisajes inexistentes», aquel que empuja por ser yo mañana, agazapado por miedo a lo que vendrá. «¡Qué pobre memoria es aquélla que sólo funciona hacia atrás!» (Lewis Carroll).

    Besos y demás delicias, yuyita, desde España.

    ResponderEliminar
  20. Muy, muy bueno Malena. Me encantó.

    Y estoy segura que tú sabes dónde estas, y si no, no te preocupes demasiado que seguro que te encuentras facilmente.
    Un besote

    ResponderEliminar
  21. ay, yo me perdí a los 31, a veces creo encontrarme, pero pronto esa sensación vuelve a diluirse

    creo q muchos te(nos) comprendemos

    un hermoso blog, con hermosas palabras
    no se si te encontrarás, pero fue lindo encontrarte :)

    p.d igual te confieso, q encontre tu blog hace rato, solo que no comentaba :)
    un saludo cordial

    ResponderEliminar
  22. busco guitarrón violeta para enredarme en la parra de tu alma. Acá y seguramente en muchas lunas y eclipses te hemos de encontrar, ahora que vos, sabés...que en mi espejo te encuentro siempre...

    ResponderEliminar
  23. Magah:
    Hay días que me encontraría con ella para pedirle que no sea tan boba! Vayan anotando y el siete me avisan! :)

    Tano:
    Es cierto, no tiene que ver con la edad. Yo he pasado ya por varias búsquedas. Algunas veces me he encontrado, otras he decidido perderme.

    Antiqva:
    Es más entretenido perdernos en una charla, creeme. Es mediodía y quema el sol. Abrazo fuerte.

    Toro:
    Al principio pensé que era el espejo que funcionaba mal, pero ya descarté la idea.

    Jou:
    Cada tanto hay que salir a buscarse.

    Kum (con *):
    Solo los que son capaces de sacar palomas de la galera tienen el poder de ver a la que se ríe. Sigo concentrada en el deseo.

    Emma:
    La de mi espejo conserva cierto aire de familia y nada más.

    Tomás:
    O amigarse con la del espejo y buscarse en otro sitio. Andá a saber.

    Alice:
    Juguemos. A lo mejor ente juegos y risas es donde nos encontramos.

    Su:
    Yo estoy empezando a encontrar a mi vieja cada vez que me acerco al espejo!!! Todavía tengo el pocito del mentón que me distingue. Menos mal!!!

    Curiyú:
    Debe andar poco por Buenos Aires, pero con esa loca nunca se sabe. Yo me hacía respirando aire marino.

    Patricia:
    Por supuesto que podés. Y muchas gracias por tus palabras.

    Dany:
    Yo creo que cuando me encuentre voy a tener una larga charla conmigo misma, para ver si recomponemos las cosas.
    Sale tema!!
    Un beso

    ResponderEliminar
  24. Pato:
    Yo la encuentro cuando me río a carcajadas. De todas maneras ¡estoy tan lejos de lo que esa chica pretendía de mi! Y no es malo, ojo. Es distinto, nada más.
    Menos mal que te gustó lo de Scott Fitzgerald. A veces siento que me pongo pesada con los fragmentos, jajajajaja. Pude llegar sin problemas hasta el audio (con "esquinas" no pude) pero no me pude sentar a escucharlo. Hoy sí, tendré una tarde más tranquila.

    Guille:
    La imagen es ... nada ... un pequeño detalle. No soy la misma físicamente hablando, claro, pero no tengo problemas con el reflejo. A los 25 yo me comía al mundo. Hoy el mundo me dio algunos mordiscones y ando con más cuidado. El mundo giraba alrededor de mi ombligo y hoy gira alrededor del ombligo de mis hijos. Creía que el amor era entrega total o nada. Hoy creo que el amor es otra cosa donde si das todo, te quedás vacío. Uno nunca vuelve a lo que fue, y más alla de algunas añoranzas, eso es bueno (siempre y cuando no perdamos en el camino la capacidad de reirnos a carcajadas).

    ResponderEliminar
  25. Malena, genial... a mi me está pasando también, muchos días no me encuentro por ningún lado, veo una piltrafa humana paseando a mi lado, en los espejos y digo ¿y esa quién coño será?
    Pues no sé...
    Ya me dirás si te encuentras para buscarme yo después
    Abrazo buscador

    ResponderEliminar
  26. Ian:
    Me faltan para los 64. Ahí voy a andar buscando a la de 38, que hoy busca a la de 25.
    ¿A quién buscará la Sirenita?

    Miralunas:
    ¡Con razón el desencuentro! Es que perdí el rumbo siguiendo unas palomas. :)

    Ramón:
    Al andar se hace camino y al volver la vista atrás, se ve la senda que nunca se ha de volver a pisar.
    Mirar hacia atrás ... ejercicio de la nostalgia. Y me pregunto de qué servirá nostalgiar. A lo mejor, para no dejar en el camino cosas que importan, para no volver a pisar las mismas piedras (aunque nunca terminamos de aprender a esquivarlas), para no olvidarte de los que te llevaron de la mano cuando no podías caminar solo.
    Y para no olvidarse que no existen metas, solo camino.
    Besos, abrazos y mucho cariño desde este otro lado del Atlántico.

    Carmela:
    Pego dos o tres gritos y aparezco, seguro.

    Claudia:
    El secreto está en perderse un rato y después salir a buscarse.
    Qué bueno que te guste lo que encontraste. :)

    Marcelo:
    ¡Volver a los 17 (o 25) después de vivir un siglo! El guitarrón de Violeta sí que sabía enredarse en Parras y como musguito en la hiedra.
    Y yo me encuentro cuando me encontrás.

    ResponderEliminar
  27. Anita:
    Si te veo, te digo. A lo mejor, andamos juntas. Quien sabe.

    ResponderEliminar
  28. Me da miedo encontrarme. Quizás, la decepción, sea demasiado grande y real. Y me pase como a Penélope con el caminante, que paro su reloj en una tarde de primavera.

    ResponderEliminar
  29. mira, por dios que justo hoy me dije: estoy vieja! se me paso la vida y yo paveando! pensaba: si hoy tuviese 10 años menos, me preocuparía mucho mas por el futuro. sería mas seria y mas responsable. sería previsora y dedicada, para que cuando llegue a los 34 no me pase esto: que tengo 34 pero sigo teniendo una mente de 15! (y eso es grave, te lo aseguro...)

    besotes!

    ResponderEliminar
  30. Genial.
    Siga buscando, como suele salir en algunos sorteos.

    Yo me estoy encontrando pero a trocitos, no sé si llegaré a recomponerme.

    ResponderEliminar
  31. Acabo de leer los comentarios y es evidente que ha pulsado una cuerda sensible que nos es común a varios. Estoy sorprendido por un hecho curioso: justamente hace unas horas yo, que sigo creyendo en las casualidades, le decía a alguien que a veces me extraño un poco a mi mismo.

    ResponderEliminar
  32. A mí me pasó igual. En una de esas, nos hemos encontrado en ese lugar, y yo no sé que vos sos vos y vos no sabés que yo soy yo.
    Yo creo que todos van a ese lugar, eh.
    Algunos se momifican via cirujano.
    Lo que pasa es que algunos tenemos Guillermos/as que saben que eso es inexorable (linda palabra, se la aprendí a Sábato hace mil años) y nos bancan. Otros Guillermos/as se creen que pueden burlar el tsunami y se piantan con una rubia, que cuando vea los lentes de leer de cerca sobre la mesa de luz a la mañana, también se piantará.
    Che, ¡qué tarde llegué!!!:(
    Bueno, no te preocúpes, si te veo por ahi, sabré como identificarte mirando tu hermoso cuello.

    ResponderEliminar
  33. Jou:
    Yo te digo que un par de veces me crucé conmigo y me hice la boluda para no saludarme. Es que suelo ponerme muy pesada. Pero otras me caí re bien y salimos de juerga.
    Hay que arriesgarse. No creo que te decepciones.

    Lila:
    Yo tengo 38 y me pregunto si cambiaría algo. La verdad es que me gusta mi vida, pero era tan hermosamente libre a los 25!!!!!!! Un poco menos de responsabilidades, estructura, previsión y responsabilidad me vendría fantástico. Me pasas un poquito?

    Claudia:
    Continúa participando, como con Coca Cola. :)
    Es bueno recuperar trocitos. Los buenos, los que valen la pena.

    Viejex:
    Es que parece que hubo varios yo que migraron andá a saber a qué lugar. Estarán todos juntos, de joda. Eso espero.

    Roberto:
    Dónde irán los yo cuando se pierden? Habrá algún Guillermo/a que vaya a rescatarlos? O saldrán de ahí volando con las alas desplegadas en el cuello?
    Por suerte, vos vas a saber encontrarme por la marca en el orillo ;)

    ResponderEliminar
  34. Y vas y dices: "Yo tengo 38 (...), pero era tan hermosamente libre a los 25!!!!!!!"

    Y puesto que te das cuenta de la fórmula: "Un poco menos de responsabilidades, estructura, previsión y responsabilidad me vendría fantástico", en tanto ahora tienes más perspectiva, por el camino de vuelta la acomodarás seguro.

    Lo sé porque te ves preciosa. ¿O acaso no te lo sientes?

    ResponderEliminar
  35. Male: me quedo con una frase que dijiste vos al principio del texto.

    "La última vez que me ví tenía 24 años, me reía a carcajadas y sabía exactamente dónde quería ir. " No importa la edad pero la risa NUNCA debe perderse.

    Besote grande.

    ResponderEliminar
  36. Qué bueno que te mintieron Mónica y Sebastián… salvaron a Malena de que una nostálgica la expusiera a intentar revivir carcajadas archivadas… habiendo frescas por venir.

    Un beso,
    D.

    ResponderEliminar
  37. Jejeje. Genial este texto.
    Ojalá se encuentre pronto, vaya angustia.

    Saludos

    ResponderEliminar
  38. La identidad es fugitiva cuando el corazón palpita mucho más lento que otras veces y los suspiros vuelvénse más entrecortados...

    La pasión te encontrará a vos mucho antes que cualquier otra realidad que vivas.

    Ya verás, :)

    ResponderEliminar
  39. Creo haberte visto en el blog de Octavius, no sé si te sirva ese dato...
    Besos.
    Humberto.

    ResponderEliminar
  40. PazzaP:
    Me doy cuenta, pero ... ¿podré?
    A veces me tengo fe. Otras, no tanta.

    Leviatan:
    Si, si y si. El secreto está en la risa a carcajadas, sin dudas.

    Daniel:
    Risas nuevas que suenen por toda la casa.
    Mónica y Sebastián ya no van a compartirlas, pero me ayudaron a reirme tantas veces que se quedaron por acá.

    Lucía:
    Ya he recabado varios datos. Creo que estoy orientada.

    Torcuato:
    Estoy en eso.

    Adrianófanes:
    Entonces, la espero acá, sentadita.

    Humberto:
    Creo que esa era una farsante. Imaginate que, en realidad, ni Malena me llamo.

    ResponderEliminar
  41. En cuanto logre encontrarme...¡Te ayudo a buscarte!.. Me encantó el texto.. buenísimo realmente. Saludos!

    ResponderEliminar
  42. AHHHHH Malena.
    vos sabés que yo soy un tipo que le gusta la soledad. pero me gusta la soledad en compañía. ¿Suena raro? no, yo puedo estar todo el día metido en lo que hago, pero necesito saber que por ahí hay alguien. Las veces que me he quedado solo, realmente ando como un boludo. Claro que esta es una soledad. pero las otras son realmente soledades.Como la que vos decís que conocés y la que yo nombro. Tengo facilidad para ponerme en la piel de otros. para suponer qué sienten o como se sienten.
    Bueno esperemos que no vuelvan las soledades.
    Che, buen finde. me queda poco, en poco tiempo me voy y no le podré dar mucha bola al blog por un tiempo largo. No me extrañes!!!

    ResponderEliminar
  43. UHHHH. el miércoles no llegará nunca!!!
    Bueno volarás con mis alas, yo te las presto. El oso polar las reclamará!!!!! ja ja
    (che, ¿esto es histeriqueo? no, ¿no?
    No te disfraces de odalisca, por favor!!!!

    ResponderEliminar
  44. Me lo iba a hacer hace unos días, pero me dijo que me cuidara del cloro de la pileta. Así que lo estiré un poquito para disfrutar unos días más del agûita.

    No, no? :)

    ResponderEliminar
  45. Jajaaj Male yo aun no me encuentro :)

    Eres Barbara :)

    Perdoname por no pasar antes , la verdad de la verdad estaba perdida de vez ven vez la Oscuridad me visita pero sabes que Male es mas fuerte la LUZ y aca estoy :)

    Besos

    ResponderEliminar
  46. Me recordó este video:
    http://youtu.be/4PkcfQtibmU

    I'm learning to talk again
    I believe I've waited long enough
    Where do I begin?

    Caminar y caminar, escoger y hacer elecciones,no valen la pena si AHORA no eres feliz.

    ResponderEliminar